La Educación en España. Historia y Archivos - ACTAS DE LAS XI JORNADAS DE CASTILLA-LA MANCHA SOBRE INVESTIGACIÓN EN ARCHIVOS - page 28

28
La Educación en España. Historia y Archivos - ACTAS DE LAS XI JORNADAS DE CASTILLA-LA MANCHA SOBRE INVESTIGACIÓN EN ARCHIVOS
forma de alcanzar estos puestos fue inicialmente respetuosa con la competencia o la valía individual del aspi-
rante, para caer luego en la irresistible tentación de la sucesión hereditaria o clientelar.
48
En este contexto, la universidad jugó un papel de primer orden. Fue ella la que permitió a las nuevas genera-
ciones de los siglos XVI, XVII y XVIII cumplir los requisitos académicos necesarios para suceder a sus padres
o incluso escalar más alto. En otras palabras, la universidad actuó como un instrumento indispensable de “re-
cambio” profesional en el seno de dos colectivos fundamentales: por un lado las viejas familias de la pequeña
nobleza, los hidalgos, deseosos de superar su difícil situación económica entrando al servicio del rey, y las
familias de los artesanos y comerciantes enriquecidos pero necesitados de reconocimiento social.
Tener en cuenta ambas funciones arroja luz sobre el conjunto de la historia de las universidades hispánicas
de la Edad Moderna. Aquellas que fueron capaces de representar este doble papel de forma satisfactoria se
mantuvieron relativamente a flote, las que no lo hicieron perderán progresivamente su vigor y sólo las más
afortunadas, lograrán, no sin dificultades, adaptarse al advenimiento de la España liberal.
No había marcha atrás. Pronto comenzará una nueva etapa. Con avances y retrocesos se irán imponiendo
nuevos modelos universitarios que jugarán, al igual que en etapas anteriores, un doble papel, actuando a la
vez como instrumentos de cambio y como productos de una sociedad enfrentada a las contradicciones de un
fin de ciclo histórico. Conciencias convulsionadas por los graves acontecimientos del cambio de siglo; como
la de Juan Antonio Llorente, quien en 1807 –tras la publicación del “Decreto Caballero”-, siendo entonces
maestre-escuela de la catedral de Toledo y canciller de la Universidad, arrincona la filiación ideológica que
luego le llevará a unirse a Bonaparte y no duda en deplorar una medida que le perjudica personalmente:
“No puedo menos de dolerme de la barbarie (digna del siglo décimo) con que poco tiempo después
fueron suprimidas las universidades de Toledo, Ávila, Sigüenza, Orihuela, Osuna, Gandía y otras? ¿Se
podría creer que a principios del siglo XIX se disminuiría en España el número de las casas de instruc-
ción pública?¿No es prueba de un deseo de igualar a los españoles con los hotentotes para tenerlos
esclavos?”
49
Tantas respuestas como nuevas preguntas. Es el eterno debate sobre la universidad española.
1
Este trabajo se inscribe en el proyecto de investigación del Ministerio de Economía y Competitividad
Servidores del rey, creadores de
opinión: biografías y dinámicas políticas en la Monarquía española (1700-1830),
HAR2013-41970-P.
2
AGUILAR PIÑAL, Francisco,
Los comienzos de la crisis universitaria en España (Antología de textos),
Editorial Novelas y Cuentos,
Madrid, 1967, p. 81.
3
RODRIGUEZ-SAN PEDRO BEZARES, Luis Enrique (Ed.),
Historiografía y líneas de investigación en historia de las universidades: Eu-
ropa mediterránea e Iberoamericana: miscelánea Alfonso IX, 2011,
Ediciones de la Universidad de Salamanca, Salamanca, 2012. Vid. las
publicaciones vinculadas al Centro de Historia Universitaria Alfonso IX.
.
4
LLUCH ADELANTADO, Mª Ascensión,
Los fondos universitarios para la historia de las universidades, en Archivos universitarios e
Historia de las universidades,
Editor: José Ramón Cruz Mundet, Universidad Carlos III de Madrid, Editorial Dykinson, Madrid, 2003, pp.
1...,18,19,20,21,22,23,24,25,26,27 29,30,31,32,33,34,35,36,37,38,...996
Powered by FlippingBook